Consejos para acabar con la piel grasa

La piel grasa se manifiesta normalmente en la cara y el cuero cabelludo. Se denota en la aparición de mayor luz y reflejo en ciertas zonas faciales, normalmente en la conocida T, que comprende la frente, la nariz y el mentón de la misma. Cuando la llamada zona T contiene grasa, pero el resto de la cara está limpia, se denomina piel mixta; mientras que si el exceso de grasa se encuentra en toda la tez se denomina piel grasa.

Esto se debe al exceso de sebo que producen las glándulas sebáceas, y es necesario de un cuidado específico para evitar que vaya a más.

piel grasa

Lo mejor si se sufre de piel grasa es consultar a un dermatólogo que proporcione un estudio para saber cuáles son los mejores pasos a seguir con el fin del control y/o eliminación de ese exceso. Aun así, podemos dar varios consejos para acabar con ella:

Una alimentación adecuada

Mantener un hábito de alimentación equilibrado y saludable, evitando consumir gran cantidad de alimentos con grasa, como la carne roja  y dulces como el chocolate, reduce considerablemente la grasa cutánea. Evitar el alcohol, y cuidar la alimentación potenciando una dieta rica en verduras, fruta y fibra, aportará la cantidad perfecta de vitaminas para que nuestro organismo asegure una recuperación y mantenimiento de la piel que aleje el exceso de sebo de ella.

Higiene

Mantener la piel limpia ayuda a evitar el surgir de esta grasa en la cara. Una higiene por la mañana y por la noche sin llegar a irritar, utilizando jabones suaves, ayuda a controlar su aparición y a evitarla en exceso. Los jabones pueden resecar la piel, pero un uso correcto de los mismos y la elección del que mejor se adecue a nuestra necesidad pueden reducirlo hasta su totalidad.

Descanso

Un descanso óptimo asegura también un control total en la piel y un mantenimiento adecuado de ella. El hecho de sufrir de estrés o agotamiento propicia un mayor deterioro de la dermis.

Lucir una piel llena de salud y sin un ápice de grasa en ella es posible siguiendo los consejos de un dermatólogo y llevando a cabo este tipo de consejos. Además, existen una serie de productos específicamente creados para el control de la piel grasa y el mantenimiento de la salud en la misma.

La línea Refine Neostrata de IFC contiene una línea de productos dedicados exclusivamente a este tipo de pieles; y a mejorar el aspecto y la salud de las mismas. Con fórmulas que se asientan sobre alfahidroxiácidos, polihidroxiácidos y NeoGlucosamina consiguen exfoliar y ayudar a la redensificación de la piel.

Cuenta con diversos productos destinados a ello, como el Salizinic gel, que favorece la prevención y corrección de imperfecciones en pieles grasas; un fluido oil-free llamado HL para su uso diario  en este tipo de pieles; Gel Forte Salicílico para la reducción de la segregación del sebo que hemos comentado, y ayudar a reducir marcas en la piel; un Limpiador sebonormalizante para la tan importante higiene, y la Solución piel grasa como tónico seborregulador, para dejar libre de brillos la piel.

Estos productos proporcionan una piel más lisa y matificada, hidratan y reducen las arrugas; proporcionando una piel más cuidada.

Todos estos consejos y la utilización de productos específicos, ayudaran a lucir la piel que verdaderamente se ha de lucir: sana y cuidada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *