¿Cómo revisar el estado de una moto en 10 pasos?

Hay cosas que aunque sean evidentes, nunca está de más que se repitan. Sobre todo cuando nos jugamos tanto como cuando nos subimos a una moto. Por eso, la Fundación AMV, que trabaja promoviendo la conducción segura de las motos, ha publicado una útil infografía con 10 puntos básicos para que sepas qué revisar antes de subirte a tu moto.

Es una especie recopilatorio de todo aquello que no debemos olvidar para que podamos conducir con seguridad antes de circular. A través de esta infografía, AMV, el experto en seguros de moto y quad, quiere que recordemos cuáles son los puntos básicos para que no tengamos ningún susto sobre la moto.

revision-motos-amv

10 puntos que no debes olvidar nunca chequear en una moto:

  1. Comprueba la presión de los neumáticos. Hazlo siempre con el neumático frío y recuerda que la presión tiene que el fabricante suele indicar una presión distinta para la rueda delantera y la trasera.
  2. Asegúrate del estado de los neumáticos. Fíjate en el dibujo. Si sobrepasa la banda de la rodadura es importante cambiarlos.
  3. La cadena debe estar siempre bien engrasada. Engrásala en intervalos de 500 kilómetrosy siempre con la moto en paralelo. Hazlo más a menudo cuando llueva. Puedes aplicar un spray a una distancia de unos 15 centímetros –siempre por el interior- y a la vez gira la rueda.
  4. Tensado de la cadena: comprueba la tensión con una herramienta específica para asegurar que la tensión de la cadena es la adecuada.
  5. Nivel de aceite. Es otro de los puntos más importantes del decálogo. El aceite es el alimento del motor y de la caja de cambios. Para comprobar su nivel, utiliza el ojo de buey o una varilla. Recuerda que el motor tiene que estar frío y la moto en vertical.
  6. Comprueba luces, claxon e intermitentes. Son esenciales para ver y ser visto.
  7. El nivel de líquido de frenos. El circuito hidráulico de frenada tiene dos depósitos: uno el delantero y otro el trasero. Si consume mucho líquido, puede deberse al consumo de las pastillas de freno.
  8. Las pastillas de freno. Mira entre el disco y la pastilla. Habrá llegado el cambio de cambiarlas cunado el desgaste entre el ferodo y la parte metálica sea inferior a1,5 centímetros.
  9. Suspensiones, comprobar si están en perfecto estado. Lo haremos a través de una inspección visual de la horquilla delantera y el amortiguador trasero. Si hay fuga de aceite, es que las suspensiones no están en buen estado y conviene cambiarlas.
  10. Líquido refrigerante. Su depósito suele estar cerca del radiador y tiene que chequearse con el motor frío.

 

Aunque parezcan cuestiones básicas, el consejo de AMV Seguros es que no hay que olvidarlas cuando vayas a emprender un viaje. Recuerda utilizar estos consejos a modo de rutina ya que son esenciales para conducir con seguridad seguro y asegurarle una larga vida a la moto.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *