Cómo decorar tu casa en Navidad

Cómo decorar tu casa en NavidadCambiar la cara de tu casa para darle la bienvenida a la Navidad es más fácil de lo crees. Sólo es necesario disponer de algunos adornos propios de estas fechas y de algunas buenas ideas para transformar tu hogar por estas fechas. Por ejemplo, el color rojo propio de esta celebración tan entrañable tiene que primar en la casa. Tienes que proveerte de pequeños detalles en los que destaque ese color para que a primera vista se note que en tu casa es Navidad.

Otro buen truco es recurrir a las velas, ubicarlas en sitios estratégicos claramente visibles para que no pasen desapercibidas. Y con unos portavelas sugerentes, adornados con elementos decorativos, serán las estrellas de la decoración de tu salón. Además de aportar una iluminación con un toque intimista, te ayudará a decorar tu hogar con un tinte verdaderamente navideño.

Si eres de los que se atreve con todo, puedes recurrir a las telas de IKEA y hacer unos cojines y cortinas para la ocasión, para darle un toque aún más navideño si quieres. Y, desde luego, lo que no se puede pasar por alto son los elementos decorativos para la mesa que acogerá las celebraciones familiares propias de estas fechas.

Lo primero de todo, elige un centro apropiado, que dé color a vuestra mesa y que aporte elegancia. Según el centro por el que optes, obtendrás un estilo totalmente diferente. Se trata de un elemento de suma importancia que no hay que dejar de lado, ya que nos acompañará en todas las celebraciones.

El mantel juega otro rol vital en este tipo de celebraciones. Tu mesa será otra completamente diferente con el mantel adecuado. Puedes comprar uno con elementos navideños ya incorporados o, si eres mañoso, hacerlo tú mismo. Nunca es tarde para empezar.

Y no te olvides del toque navideño en lo que colocas sobre el mantel. Vajillas de color rojo, verde pino o con motivos en dorado son sólo algunas ideas para ambientar tu casa en estas fechas tan señaladas. Y a lo largo de la mesa puedes incorporar los típicos adornos propios del árbol de Navidad. Prueba a llevarlos a tu mesa y comprueba el efecto: no te arrepentirás.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *